Quizá a muchos el concepto de pasar una ITV Voluntaria les parece algo totalmente innecesario. Pero eso es porque no conocen realmente cuáles son las ventajas de este servicio de GRUPO IDV-ITV Services. ¿Sabías que gracias a la ITV Voluntaria puedes quedarte totalmente tranquilo si compras un vehículo de segunda mano o lo importas del extranjero? ¡No te pierdas a continuación todo lo que necesitas saber sobre esta revisión!

¿En qué consiste la ITV Voluntaria?

Comprar un vehículo de segunda mano no es una decisión que pueda dejarse al azar. Muchas son las dudas que nos quitan el sueño. Especialmente, si hablamos de un vehículo cuyo origen no es de plena confianza: no se trata del antiguo coche de un familiar, ni tampoco lo vamos a adquirir en un concesionario.

La ITV Voluntaria es el servicio que necesitas si quieres adquirir un coche de segunda mano o si vas a importar un vehículo del extranjero. Es la forma de evitar sorpresas desagradables, asegurándote de que dicho vehículo es 100% apto para circular, cumpliendo con todos los requisitos de la normativa. Y de garantizar, por lo tanto, tu seguridad.

¿Y si pudieras en 20 minutos garantizar tu seguridad y, además, cumplir 100% con la normativa que acredita la ITV periódica? Todo ello es posible con el servicio de ITV Voluntaria y a un bajo coste.

Pero, ¿qué ventajas me ofrece realizar una ITV Voluntaria?

Muchos son los casos que nos hemos encontrado, en el que un cliente compra un vehículo de segunda mano y a la hora de pasar la ITV periódica se encuentran con que el vehículo no pasa la inspección porque no cumple con la normativa de aplicación, tiene reformas no legalizadas o elementos no homologados y su documentación no está en regla.

Por eso, desde Grupo IDV te aconsejamos, que antes de comprar un vehículo le hagas una revisión ITV Voluntaria en donde examinaremos todos los puntos y elementos necesarios para asegurarte que el vehículo es apto para circular en nuestras carreteras. Las tareas que realizaremos son:

  • Comprobar que el vehículo cuenta con ficha técnica, seguro y que no tiene precintos: se chequea que no existen embargos o asuntos pendientes.
  • Detectar posibles reformas y confirmar que éstas cumplen con la normativa.
  • Comprobar el estado de los neumáticos (si el dibujo se mantiene o están sumamente desgastados) y verificar si los neumáticos son equivalentes. Y que se encuentran, por lo tanto, dentro de una tolerancia del 3%, como marca la homologación.
  • Medir las emisiones contaminantes con su correspondiente aparato técnico. De este modo se protege la salud de todos y la protección del medioambiente; asegurando, al mismo tiempo, que no se superan los límites establecidos por la legislación vigente.
  • Chequear el estado de los frenos gracias al frenómetro, comprobando que están en óptimas condiciones.

La ITV Voluntaria de GRUPO IDV-ITV Services permite confirmar, por tanto, que un vehículo de segunda mano o un coche importado del extranjero se encuentran totalmente preparados para circular por la vía pública. Un servicio que garantiza la seguridad de sus clientes y se centra en tres aspectos clave: eficiencia, comodidad y profesionalidad.

Ofrece, por consiguiente, todas las revisiones específicas y un asesoramiento técnico personalizado. Y mientras tanto tú… ¡relájate en nuestra Coffee Room! Puedes disfrutar de bebida, wifi y prensa gratuita, mientras tu vehículo está en manos de un equipo altamente especializado: el cual realiza la inspección bajo los máximos estándares de calidad.

¿Quieres saber más sobre todos los beneficios de la ITV Voluntaria? ¡Contáctanos!

Si te ha gustado comparte