La nueva normalidad y la crisis del COVID-19 nos hace a todos estar muy pendientes de la actualidad, porque los cambios en cuanto a trámites y normativas pueden suceder en cualquier momento. De hecho, recientemente se ha decretado una nueva modificación que nos afecta directamente a las ITV y a los conductores.

Como recordaréis, cuando se pudieron abrir las ITV tras el confinamiento,el Gobierno decidió implantar una serie de prórrogas para no colapsar los centros, porque muchos vehículos quedaron en un limbo al caducarse su ITV durante el estado de alarma. Y también, lógicamente, porque muchas personas necesitaban usar sus coches para desplazarse por actividades esenciales a pesar de tener la ITV caducada (algo excepcional, como requieren los acontecimientos que estamos viviendo). 

Pero ha surgido una nueva problemática: ¿qué ocurre con todos esos vehículos cuya ITV caduca después del estado de alarma? ¿No existe el riesgo de que todas las ITV caducadas previamente y las nuevas se junten en el mismo espacio de tiempo y no se puedan atender todas las peticiones?

Algunos centros de ITV no son capaces de absorber la demanda de vehículos que tienen que realizar la inspección. Ante estas cuestiones, se ha tomado la decisión desde el Ministerio de Transportes de autorizar una nueva prórroga, para vehículos cuya ITV caducó entre el 21 de junio (fecha del fin del estado de alarma) y el próximo 31 de agosto. Si es tu caso, cuentas con hasta 3 meses de plazo desde el momento de caducidad para pasar la ITV en tu centro.

De esta forma se pretende aliviar la carga de los centros de ITV, donde debemos atender cientos de vehículos cuya ITV no solo caduca en estos momentos, sino también todos aquellos casos que no pudieron realizar su inspección periódica debido al estado de alarma por la crisis del COVID-19.

Has de tener en cuenta de que a pesar de retrasar la vigencia de la ITV, la prórroga no te dará más plazo para tu siguiente revisión y que es altamente recomendable no agotar los plazos de las prórrogas para pasar la inspección para evitar así aglomeraciones de última hora.

Pero… ¿En qué consiste exactamente esta nueva prórroga? ¿Y qué ocurre con las prórrogas anteriores? A continuación recopilamos la información más importante hasta el momento y resolvemos dudas frecuentes. ¡Comenzamos!

¿Cómo funciona la nueva prórroga de 3 meses para las ITV caducadas después del estado de alarma?

Si la ITV de tu vehículo caducó desde el pasado 21 de junio o lo hará antes del 31 de agosto, cuentas con un plazo de prórroga de hasta 3 meses desde la fecha de caducidad.

Esto quiere decir que, por ejemplo, si tu ITV caducó el 27 de junio, tendrás de plazo hasta el 27 de septiembre para poder renovarla. O si caduca el próximo 28 de agosto, tendrías hasta el 28 de noviembre para acudir a tu centro de ITV y pasar la inspección.

Como es evidente, y dada la excepcionalidad de la situación, en estos supuestos podrás seguir circulando con la ITV caducada sin recibir una multa.

¿Qué pasa con las prórrogas anteriores, para ITV caducadas durante el estado de alarma?

En este caso no se han producido nuevas modificaciones. Si tu vehículo caducó durante el estado de alarma, los plazos de prórroga siguen siendo los mismos que se aprobaron por el Gobierno en su momento (Orden SND/413/2020 publicada en el BOE).

Se estableció que los periodos para pasar la ITV tendrían que ser escalonados, y que a los 30 días de prórroga ya anunciados en la orden anterior tendrían que sumársele 15 días naturales por cada semana transcurrida desde el inicio del estado de alarma hasta que su fin (que tuvo lugar el 21 de junio).

Para verlo de forma más concreta, si por ejemplo tu vehículo caducó en alguno de los tramos de fechas descritos a continuación, dispondrías de este margen de tiempo indicado para acudir a la inspección:

  • ITV caducada del 14 a 20 de marzo: 1 mes + 15 días.
  • ITV caducada del 21 a 27 de marzo: 1 mes + 30 días.
  • ITV caducada del 28 de marzo a 3 de abril: 1 mes + 45 días.
  • ITV caducada del 4 al 10 de abril: 1 mes + 60 días.
  • ITV caducada del 11 al 17 de abril: 1 mes + 75 días.
  • ITV caducada del 18 al 24 de abril: 1 mes + 90 días.
  • ITV caducada del 25 de abril al 1 de mayo: 1 mes + 105 días.
  • ITV caducada del 2 al 8 de mayo: 1 mes + 120 días.
  • ITV caducada del 9 al 15 de mayo: 1 mes + 135 días.
  • ITV caducada del 16 al 22 de mayo: 1 mes + 150 días.
  • ITV caducada del 23 al 29 de mayo: 1 mes + 165 días.
  • ITV caducada del 30 de mayo al 5 de junio: 1 mes + 180 días.
  • ITV caducada del 6 al 12 de junio: 1 mes + 195 días.
  • ITV caducada del 13 al 19 de junio: 1 mes + 210 días.
  • ITV caducada el 20 de junio: 1 mes + 225 días.

Puedes consultar más información sobre este escenario concreto aquí.

¿Y si la ITV de mi vehículo caducó antes del estado de alarma?

Si tu vehículo caducó antes del decreto del estado de alarma, a tu caso no se le puede aplicar ninguna prórroga. Y si circulas con tu vehículo en tales circunstancias puedes recibir una sanción administrativa. Además de estar poniendo en peligro tu seguridad y la de todos los demás usuarios de la vía pública. Debes pedir cita lo antes posible para pasar la ITV y no conducir ese vehículo hasta que tengas la ITV al día.

Pide cita previa lo antes posible: la prórroga no te dará más plazo para tu siguiente revisión

Pero es fundamental entender que estas nuevas prórrogas no suponen una “ventaja” en términos de la próxima fecha de caducidad de la ITV de tu vehículo. Suponen más margen y menos presión ante la inminente caducidad, sin duda. Pero no cambian la fecha de vencimiento.

Es decir, independientemente de la fecha en la que finalmente pases la ITV, la fecha de vencimiento que seguirá figurando y la que contará para tu próxima inspección será la que aparecía originalmente en tu ficha. Por ejemplo, si tu ITV caducó el 27 de junio y la inspección la pasas finalmente el 20 de julio, tu fecha de caducidad seguirá siendo de 6 meses, 1 año o dos, que te corresponda por el tipo de vehículo que tengas, contando desde el 27 de junio.

¿Por qué es importante, en definitiva, no agotar los plazos de prórroga para pasar la ITV? Siempre que sea posible es mejor que seas precavido y previsor y no esperes al último momento. Puesto que no vas a ganar tiempo en su próxima inspección. Tener la ITV al día te permite circular con seguridad, y esto es fundamental si tienes previsto viajar próximamente este verano. Tendrás la tranquilidad de tener tu vehículo completamente revisado y listo para tu viaje.

De hecho, la experiencia nos demuestra que siempre que hay prórrogas o moratorias, en cualquier otro tipo de trámites, mucha gente tiende a retrasar el momento de llevar a cabo el trámite. ¡Procrastinar es una actitud muy humana al fin y al cabo! Eso provocaría que al final de la prórroga se produjeran de nuevo aglomeraciones y colas y no consiguiéramos resolver el problema o incluso que se nos olvide pasar la ITV y en el mejor de los casos nos multen. De modo que siempre es mejor prevenir que curar. Por tu tranquilidad y seguridad, pide cita previa lo antes posible.

¿Tienes dudas? ¿Necesitas que te aclaremos algo en tu caso concreto? Estamos aquí para ayudarte. Ponte en contacto con nosotros y te orientaremos para que tu experiencia sea lo más agradable y personalizada posible.

Si te ha gustado comparte